in

IMSS brinda innovador tratamiento a hipertensos con protocolo de atención integral

Ciudad de México, DF.- El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) garantiza a sus derechohabientes con hipertensión un abordaje de vanguardia con el Protocolo de Atención Integral (PAI), que consiste en acciones multidisciplinarias de promoción de la salud, prevención, diagnóstico, tratamiento sin medicamentos (mejora de hábitos saludables) y con fármacos que permiten tratar los mecanismos multifisiológicos que alteran la presión arterial, controlarla y prevenir infartos cardíacos o cerebrales.

La titular de la Coordinación de Innovación en Salud del IMSS, doctora Gabriela Borrayo Sánchez, resaltó que el protocolo global de atención es una innovación científica basada en evidencias, que involucra, entre otros, al personal médico, de enfermería, nutricional, social y psicológico. acciones esenciales para atender a los beneficiarios en diferentes momentos.

La especialista en seguridad social señaló que este Protocolo de Atención Integral parte de la prevención de la hipertensión arterial y el correcto diagnóstico, ya que hasta el 40 por ciento no es consciente de que padece hipertensión, por lo que aconsejó acudir al hospital de la clínica familiar para la correcta medición. de la presión arterial

Dijo que la cifra normal es de 120 en 80 milímetros de mercurio, pero si esta medida supera los 140 en 90 milímetros de mercurio, se requiere seguimiento y acodo en un semáforo, lo que en verde representa un riesgo bajo, es decir, la persona no tiene otra enfermedad y que su presión arterial está por debajo de 140 de 90.

El doctor Borrayo Sánchez indicó que cuando sube la presión arterial y se le suman otros factores de riesgo como diabetes, insuficiencia renal o antecedentes de cardiopatías, el semáforo se pone rojo o muy rojo, es decir riesgo alto o muy alto. , que permite administrar el mejor tratamiento al paciente; con terapia dual (dos medicamentos) o triple (tres medicamentos) en una pastilla, que es suficiente una vez al día, en lugar de tomar dos o tres medicamentos en pastillas separadas dos o tres veces al día.

Dijo que la hipertensión arterial puede ocurrir a cualquier edad, pero se asocia principalmente con la edad avanzada, por lo que es más común a partir de los 65 años, debido a la pérdida de elasticidad de las arterias del sistema circulatorio. Sin embargo, la pueden padecer personas a partir de los 20 años, mujeres embarazadas que pueden desarrollar o empeorar la hipertensión en el último trimestre del embarazo y complicarse con preeclampsia y eclampsia.

El titular de la Coordinación de Innovación en Salud del IMSS destacó que la hipertensión arterial es el factor de riesgo más frecuente para sufrir un infarto cardíaco o cerebral; Las complicaciones crónicas pueden ocurrir a lo largo de los años con daños en el corazón, los riñones, la retina, el cerebro y la circulación periférica. En sus formas más graves, puede provocar la ruptura de una arteria cerebral y poner en peligro la vida.

Dijo que hay 7.8 millones de beneficiarios de hipertensión en el IMSS, está asociada a obesidad o sobrepeso, y en algunos casos a antecedentes familiares. En ese sentido, recomendó mantener el IMC por debajo de 25, caminar al menos 30 minutos cinco días a la semana, llevar una dieta saludable, evitar el consumo excesivo de tabaco y alcohol, así como manejar el estrés.

La doctora Gabriela Borrayo Sánchez destacó que el problema del sobrepeso y la obesidad afecta a siete de cada 10 personas mayores de 20 años en nuestro país; y durante la pandemia de COVID-19, las formas más severas se presentaron en personas con obesidad, diabetes e hipertensión, por lo que se recomendó no suspender los tratamientos para el control de estas enfermedades crónicas y seguir un plan integral para mantener el peso ideal.

Esta es la única especie de tortuga marina que no se puede ver en México

Samsung Corea invertirá más de 300.000 millones en cinco años para aumentar su competitividad