in

Ya en México, quinta ola; llamar para más atención

La quinta ola de la pandemia de Covid-19 ya está en México, pues la crisis sanitaria aún no ha terminado, confirmaron especialistas de la UNAM, quienes agregaron que si bien se agotará paulatinamente, hay descensos en la gravedad, hospitalizaciones y muertes.

En un reporte sobre la quinta ola, la Gaceta de la UNAM destaca el aumento de 203 % de casos este viernes con respecto a la semana pasada, luego de que la Secretaría de Salud Federal (SSa) reportara este jueves 8,024 casos nuevos, además de 42 muertes por día versus 20 por día la semana anterior.

Asimismo, destacó que Baja California Sur, Sinaloa, Ciudad de México, Estado de México, Nuevo León, Guanajuato, Jalisco, Tabasco, San Luis Potosí, Veracruz, Puebla y Sonora son las entidades con más casos activos.

Sin embargo, de acuerdo con Alejandro Macías, integrante de la Comisión Universitaria para la Atención de Emergencias por Coronavirus, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la llegada de la quinta ola no significa que hayamos hecho algo mal para que regresen. aumentar los contagios, subrayando que es algo natural por la constante aparición de nuevas variantes.

Agregó que si bien el uso de mascarillas y el distanciamiento social son efectivos para reducir el impacto de la quinta ola, “el fenómeno ocurrirá de todos modos”, pues las subvariantes BA12-1 y BA4BA5 de omicron ya ingresaron a nuestro país. , que no se han presentado tanto en México y están «atacando» a la gente sin ninguna de las vacunas.

“Hay que recordar que la vacunación no sirve para evitar enfermarse, sino fundamentalmente para evitar enfermedades graves y no morir. Si bien la enfermedad puede afectar a cualquier persona, especialmente a quienes son muy móviles y se encuentran en medio de una multitud de personas sin mascarilla, el riesgo de complicaciones está ligado a las condiciones inherentes a la misma y a las condiciones de vacunación o no vacunación. ”, resaltó Macías, responsable de la estrategia contra la influenza AH1N1 durante la pandemia de 2009.

Precisamente en ese sentido, la investigadora del Instituto de Biotecnología de la UNAM, Susana López Charretón, resaltó la necesidad de desconfiar y continuar con las medidas preventivas y tratamientos, pues resaltó que si bien la cuarta ola presentó una cifra alta de contagios, Las vacunas han ayudado a que estas no se hayan reflejado en hospitalizaciones y muertes.

“A pesar de que hemos tenido una cuarta ola de contagios muy alta, la ocupación hospitalaria y las muertes han bajado mucho. Sin embargo, no debes confiar en ti mismo, porque eso no significa que la mala suerte no te tocará. El hecho de que tengamos un uno por ciento de ocupación hospitalaria no significa que no nos afectará. No debemos confiarnos, es importante mantener los cuidados, y si lo hacemos en este período y lo que ya nos viene desde octubre de gripe, tendríamos muchos menos problemas de salud”, subrayó.

Te recomendamos leer:

Asimismo, apuntó que “la pandemia no va a terminar como encendiendo y apagando un interruptor de luz. Será un proceso paulatino”, dijo López Charretón que este “desvanecimiento” se ha venido observando con las últimas oleadas y descensos en los casos severos, destacando que lo mejor es evitar entrar a espacios cerrados, así como el uso de cubrebocas en todos los lugares públicos. , pues señaló que aún existe un alto riesgo de contagio.

Estudiantes del CIDE marchan a Palacio Nacional contra la politización de la educación

En tres años y medio en Chiapas ya se convirtieron 523 unidades médicas: Rutilio Escandón

Con bañador de Ninel Conde le pone más calor a las redes